Flores

Flores lilas


Flores lilas


El progenitor de la lila que todos conocen es el género Syrings vulgaris que pertenece a la familia Oleacee. Originalmente se importó de Turquía y comenzó a decorar y enriquecer los jardines ingleses alrededor de la mitad de los años 1500. También se dice que fue introducido en Austria por un embajador de Fernando I, el emperador, a quien fue donado por los jardines de Constantinopla. . Pronto se extendió a todos los países europeos y en Italia alcanzó el final del mismo siglo. Está claro de inmediato que era una planta de fácil cultivo y pronto los jardines europeos se llenaron de arbustos de lilas, también capaces de formar setos ricos. Pero el verdadero lugar de origen de lillб siguió siendo un misterio hasta 1828, año en que finalmente se descubrió en Rumania en la naturaleza y más tarde en las regiones de los Balcanes. Pero históricamente, las variedades más conocidas de lila, fueron estudiadas y desarrolladas en Nancy, por Victor y Emile Lemoine, en su vivero. El arbusto de la lila puede alcanzar los 3 metros de altura, sus hojas tienden a tener forma de corazón con un color verde claro y la primavera produce grandes "panículas" que consisten en cientos de flores en forma de estrella. Flores que, como dice el nombre de la planta, pueden ser de color lila, pero también en otros tonos de púrpura, rosa o incluso blanco. El aroma es delicado pero muy especial y fácilmente reconocible.

LA LEYENDA Y SIGNIFICADOS



Una antigua fábula cuenta que las personas mágicas de las Hadas usaron las flores de lillб para alejar a las fuerzas del mal. Les encantaba estar entre estas plantas y donde creían que había sombras oscuras y malvadas, cultivaban una lila, como un acto purificador contra las fuerzas infestantes. Las lilas, según el lenguaje de las flores, adquieren diferentes significados según el color. En los tonos de púrpura significa enamorarse, incluso si en algunas partes del mundo, dar lilas de este color, simboliza una ruptura de compromiso. En cambio, la lila blanca indica el ingenio y la pureza de la infancia. En Italia en particular, la lila es la flor de la "emoción del amor" y simboliza la timidez al hablar del amor con un ser querido. Desde Persia, por otro lado, se origina el significado más negativo de la planta: lillб aquí significa "abandono" y los amantes dieron una ramita a sus novias para romper el vínculo. Pero incluso en Estados Unidos e Inglaterra, esta flor no tiene un significado positivo. Incluso dicen que las mujeres que usan lilas difícilmente encontrarán un esposo.

LA PROPIEDAD



Aunque la lila en la especie Syringa vulgaris, se conoce como una magnífica planta ornamental, utilizada con fines decorativos, especialmente en bodas y fiestas en general, en la antigüedad sus cualidades terapéuticas y curativas también eran famosas.
En particular, una decocción hecha con la corteza de lila ayudó a curar las fiebres más altas, mientras que una infusión con hojas, si se ingiere, fue excelente para el dolor de estómago, la digestión y el hígado. Incluso el reumatismo podría curarse con esta planta, en particular con el aceite obtenido de la maceración de las flores. Según la leyenda de las hadas, el aceite de lila también tenía características terapéuticas para problemas psíquicos. Y también se debe enfatizar el uso de lilas para dar vida a las fragancias femeninas y las esencias aromáticas intensas. Hoy en día, las yemas de color lila se usan como tónicos para el corazón y la circulación.

EXPOSICIÓN Y CULTIVO



Las lilas son arbustos ideales para enriquecer su jardín. El área donde se plantan debe ser un área soleada a pesar de que pueden soportar fácilmente la sombra parcial.
Los suelos favoritos de las lilas son fértiles, capaces de retener la humedad, profundos y mejores si son calcáreos. Las fertilizaciones deben ser regulares y es aconsejable utilizar fertilizantes orgánicos, mientras que es necesario proporcionar, de vez en cuando, algunos exterminios de plagas.
Las lilas son arbustos resistentes que no temen el duro frío del invierno, pero ni siquiera el calor del verano. No son plantas que requieran cuidados especiales: en general, el agua de lluvia es suficiente, pero en los meses más sofisticados es aconsejable regarlas esporádicamente. Además de la variedad de jardín, que si se deja en libertad puede alcanzar varios metros de altura, también existen los tipos de jarrón más compactos, las llamadas variedades enanas. Estos deben regarse a partir de la primavera, exactamente de marzo a octubre, siempre que la tierra esté seca, mientras que el invierno se considera su período de descanso. Al final de los meses fríos, antes de la primavera, es aconsejable usar un fertilizante granular de liberación lenta, que se colocará en la base de las plantas para ayudarlas a vigorizarse y fortalecerse.
Por lo que respecta a la poda, en invierno es aconsejable eliminar las partes dañadas o débiles de la planta. En la temporada de verano, es recomendable hacer coberturas frecuentes para facilitar el nacimiento de nuevos brotes.